viernes, 11 de agosto de 2017

Alguna vez un sabio dijo que la vida sin ella sería un error, y es que todos necesitamos de la música en un determinado momento para poder pensar, subir el ánimo, animar fiestas, hacer despedidas, conciliar el sueño, calmar a un niño, llorar, reír, mientras se está embarazada, acompañar buenos momentos y un sinfín de actividades más que se presentan en lo cotidiano de nuestros días. Existe en innumerables formatos, en todos los idiomas, y día a día se trabaja para mejorarla, creando instrumentos más modernos, que entreguen nuevos sonidos, es que sin duda alguna la música es algo fundamental en nuestra vida.

Algunas bandas generan verdaderos cultos en sus seguidores, transformándose casi en religiones, no es extraño ver tatuajes en los cuerpos de jóvenes o adultos con líderes de bandas de rock, guitarristas, los logos que los representan e incluso extracto de letras de canciones, ya sea en el idioma de origen o traducidas. También existan gustos más relajados o románticos, aquellos que le cantan a la magia del amor, a las experiencias amorosas, a la persona que aman, otros prefieren la música más moderna, como la electrónica, algunos se quedan en la tradicionalidad de la guitarra acústica o la armónica, cosas más country.


Para escuchar música en casa no se debe contar con más cosas que un buen disco, y parlantes que aguanten al volumen que se les desea dar, ya que muchos son tan bondadosos que ponen música para ellos y todo el barrio, bueno si tu opción es escuchar música fuerte sin molestar a los vecinos, existen cortinas modernas que aíslan muy bien el sonido, ya que en sus fibras absorben las ondas de sonido impidiendo que pasen hacia el exterior, otra opción dentro de esta catgoría son las persianas venecianas, las que tienen doble fibra, lo cual es de mucha ayuda al momento de querer escuchar música fuerte sin desagradara a nadie. Otra alternativa son los audífonos, pero son 10 veces más dañinos que los parlantes aunque estén en el mismo volumen, ya que dañan el tímpano. La idea es siempre poner la música, a u volumen moderado para poder disfrutarla y sentirnos parte de ella.

¿Cómo la música influye en nuestro estado de ánimo?

Read More

martes, 10 de enero de 2017

Tal cual lo dice su nombre, este tipo de póquer se juega a tres cartas con una baraja de 52 naipes. Para ganar, debes generar una combinación de 3 cartas que sea superior a la del crupier.

Cabe mencionar que en este tipo de juego sólo participan dos personas: el jugador y el croupier. Esta variante del póquer contempla un menor número de combinaciones de cartas y de apuestas que el póquer tradicional; razón por la que es más rápido. Consideraciones a la hora de jugar Póker a 3 cartas El primer paso del juego es la "apuesta inicial", la que es realizada por el competidor y el croupier. Uno de ellos hará una apuesta mínima y el otro, una apuesta máxima. Posteriormente, cada uno de los jugadores recibe tres cartas volteadas. El jugador puede consultar sus naipes y, de acuerdo a las cartas que tiene en su mano, puede generar una segunda apuesta, la que está restringida a los límites establecidos por la mesa de juego.



Después, el jugador puede seguir con la apuesta inicial, aumentar la apuesta o abandonar la partida, si considera que no dispone de una mano ganadora. Luego de las apuestas, los competidores deben revelar sus cartas y quien tenga la mano más fuerte se llevará el pozo acumulado. Practica en línea desde múltiples dispositivos En el sitio web casinos en linea puedes encontrar la modalidad de Póker a 3 cartas. En este curioso juego de póker tendrás la posibilidad de jugar de dos modos en una misma partida: Pairs plus y Ante.

Cada modalidad tiene reglas distintas pero se utilizan las mismas cartas. Además, posee un recuadro denominado "help", si lo cliqueas podrás conseguir más información sobre sus modalidades. A este juego puedes acceder desde cualquier equipo móvil, tablet o computador y no necesitas apostar dinero de verdad. Si quieres jugar, que cargue y ¡ya está! Trucos que te pueden ayudar a ganar La estrategia básica que han sido adaptadas al póker de 3 cartas es bastante simple. En términos generales dicta que siempre hay que doblar la mano que tengas, si tienes menos de Q, 6,4, deberás continuar apostando.

Con el fin de decidir rápidamente si debe jugar o no, como regla general, si su primera carta es igual o más fuerte que un 6 debe continuar independientemente del valor de la tercera y última carta. La razón es porque solo miras tus dos primeras cartas es porque las manos son puntuadas y calificadas en la carta más alta y luego la segunda ms alta si hay un empate. Es muy raro tener que ir a una tercera carta para desempatar y decidir un ganador. Las matemáticas ayudan El razonamiento detrás de esta estrategia se basa en la matemática, es decir, la cantidad que se puede esperar a perder por plegado. Q, 6 4 es la mano más baja para jugar simplemente porque si se eleva en nada inferior se puede esperar a perder más de 1 unidad por plegado.

Si se eleva en Q, 6,4, se puede esperar a perder menos de 1 unidad. El póquer de tres cartas no es principalmente un juego de habilidad, pero si tienes una decisión que tomar y esa es si retirar o no tu mano, afortunadamente la estrategia para decidir esto es muy simple. Retira cualquier mano menor que Reina, 6 y 4, esa es la estrategia correcta para el póquer de tres cartas y si la sigues, la ventaja de la casa es de 3.37% si te desvías de esta estrategia la ventaja de la casa puede ser mayor.

Poker de 3 cartas

Read More